Mientras que la descarbonización no es intrínsecamente mala (y a veces incluso se hace intencionadamente), el control inadecuado de la atmósfera y la descarburación involuntaria pueden aumentar el riesgo de agrietamiento por enfriamiento en las piezas durante el tratamiento térmico. 

Pero, ¿por qué? Derek Denlinger, uno de nuestros metalúrgicos, explica lo que ocurre con la microestructura de la pieza durante la descarburación... y comenta cómo Paulo evita que esto ocurra en esta entrega de nuestro Minuto de Metalurgia.

es_MXEspañol de México
Enviar esto a un amigo